embudo de ventas

  • Por: Doctimiza
  • Fecha: 1 agosto, 2018
  • Comentario: 0
  • 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
    Cargando…

El embudo de ventas, o embudo de conversión, es la forma gráfica de representar el proceso de compra de un cliente en internet. Desde que es visitante, hasta que se convierte en comprador.

La representación gráfica del embudo nos ayuda a entender el comportamiento general de nuestro tráfico, no todo el que entre en nuestra página web acabará comprando o contactando. La parte superior del embudo representará todas las visitas, y a medida que vayan avanzado por el proceso de compra se irá reduciendo el número de usuarios, hasta llegar a la parte baja del embudo, dónde sólo llegan los que compran.

La forma que se dibuja es claramente un embudo, la parte superior son todas la visitas y la inferior las ventas. Mejorar el ratio de gente que compra es una parte fundamental de una estrategia de marketing digital, y lo denominamos CRO (Conversion rate optimization), u optimización del ratio de conversión. Que en cristiano es que por el mismo número de visitas me compre más gente.

Las fases de un embudo de ventas

  1. Descubrimiento: Es la fase en la que el usuario se da cuenta de que tiene una necesidad.
  2. Consideración: Es la fase en la que el usuario investiga posibles soluciones a su necesidad. Esta es la fase más larga y fundamental dentro del proceso de maduración de un lead.
  3. Decisión: Crear un criterio propio desde las necesidades y toda la información recopilada en la fase de investigación para decantarse por alguna opción.
  4. Acción: El momento de la transacción económica

Lógicamente, está directamente ligado a las fases del proceso de compra.

Partimos de la base de que todo se puede medir en el marketing digital desde la analítica web, luego saber distinguir las diferentes fases del proceso de compra, y dónde está cada uno de tus usuarios, te puede dar una información de muchísimo valor a la hora de generar materiales de marketing específicos para cada una de esas fases. Saber cuáles funcionan peor para reforzarlas, etc… Poder discriminar el itinerario que están siguiendo los usuarios que acaban comprando, por ejemplo, para reforzarlo y fomentar las visitas a esas páginas, etc.

Compartir:

Deja un comentario